El plan de hoy incluye familia, amigos y boda, pues no hay nada más reconfortante que asistir a una ceremonia y ver como resurge el amor. La invitación a esta ceremonia me ha llegado de la mano de La Caixeta fotografía quienes se especializan hacer de estos momentos recuerdos inolvidables.

 

Y en verdad que lo son pues no hay nada más bonito que asistir a una boda donde se reúnen personas de buena fe para ver a una pareja de enamorados oficializar su amor.

Hoy en día existen muchos que no creen en el matrimonio, que es una institución arcaica, pero lo cierto es que aunque cada cual es libre de pensar diferente, esta idea no podría estar más equivocada para mí. Pues el matrimonio, cuando se realiza con plena conciencia y deseo es una de las uniones más hermosas que existen.

 

A él no se debe ni por interés comercial, ni por moda, ni porque exista una edad límite para casarse sino por amor. Uno limpio y transparente que se base en el respeto y el compromiso con la otra persona. La boda es solo una puerta a lo que será una de las experiencias de vidas más intensas.